Noticias de Global Humanitaria
ESTÁS EN:

Apoyo al desarrollo de comunidades rurales en Camboya

beneficiaria del programa de microcréditos en camboya

Dy Lim tiene 45 años es agricultora y vive con su familia y sus 4 hijos en la aldea de Kbal Po, provincia de Takeo. En abril de 2014 recibió un crédito de 250 dólares dentro del programa de microcréditos que llevamos a cabo en zonas rurales de Camboya.

¿Cuál era su situación antes de solicitar el microcrédito?

"Me enfrenté a una gran escasez de dinero, porque estaba en paro y solo teníamos los ingresos de mi marido como conductor de un taxi (tuc-tuc)", Dy añade que ella siempre tenía deudas para pagar los fertilizantes y pesticidas cada temporada de siembra. Los intereses generados por la deuda eran tan elevados que no conseguía ningún beneficio, solo un poco de arroz para autoconsumo después de la cosecha.

 ¿Cómo accediste a  nuestro programa ?

“Conocí el programa de microcréditos para el desarrollo rural y de la mujer un día en que se estaba promocionando su programa de desarrollo en mi pueblo y yo era una de las participantes. En esa sesión informativa y de sensibilización me di cuenta de que podía hacer algo por mejorar la situación de nuestra familia y no depender de créditos o préstamos que me resultaban imposibles de devolver”.

“Después de la reunión informativa, discutí con mi marido la idea de solicitar un préstamo a bajo interés Luego ambos decidimos hacer la solicitud del préstamo a para mejorar nuestra situación".

¿Cómo gestionó el dinero prestado?

"El préstamo lo utilicé para pagar pesticidas, fertilizantes, combustible y los alimentos que necesitamos durante la temporada de siembra.  El resto lo empleamos en alimentar a un cerdo y sus crías”.

LIm nos explica que después de conseguir el crédito podía sacar beneficios de su cosecha de arroz y seguir pagando los insumos sin necesidad de endeudarse. Además, podía alimentar a sus cerdos. Actualmente, se ha planteado sembrar berros para la alimentación de los cerdos y no depender de un proveedor externo.

"Ahora me quedan algunos ahorros para mi familia en caso de emergencia gracias al préstamo, que tiene una tasa de interés mucho más baja que los prestamistas de dinero del pueblo. Además, el reembolso no es tan rápido y nos permite recuperarnos de la inversión sin ningún problema. "

Pisethdara Keo, Director de AREDOC, contraparte de Global Humanitaria en Camboya, nos explica que "el proyecto de microcréditos mejora de las condiciones de vida del medio rural, y sobre todo de las mujeres, para que estas puedan contribuir de manera importante a la economía familiar, y puedan enviar a sus hijos al colegio sin necesidad de ponerlos a trabajar a una edad temprana".Con préstamos a intereses muy bajos (2 -3%) ayudamos a crear pequeños negocios que les proporcionan dinero en efectivo  Desde que pusimos en marcha el programa en Takeo,  más de 34 grupos comunitarios y 154 personas han recibido créditos, en su mayoría, mujeres.

 

  • #CAMBOYA
  • #GLOBAL HUMANITARIA
  • #MUJERES
  • #DESARROLLO COMUNITARIO
Global Humanitaria
Sede España
Deja un comentario
Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación del usuario. Si usted continua navegando consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuracion y obtener mas información. Leer más